Francisco José de Paula Santander Omaña.

Francisco José de Paula Santander Omaña.



Fue un político militar conocido por su participación en el proceso de independencia de los países latinoamericanos que estaban liderado por los españoles; era uno de las principales cabezas de la resistencia contra los españoles. Nació el 2 de abril de 1792 en Villa del Rosario-Cúcuta, Colombia. Hijo de Juan Agustín Santander y Manuela Antonia de Omaña.

Se graduó de bachiller en filosofía en 1808 en el colegio mayor de San Bartolomé – Bogotá, estudió derecho en la universidad Santo Tomas en 1810 aunque no logró graduarse pues cuando estaba culminando sus estudios empezó la guerra de la independencia.

 

Las filas patrióticas.

Se incorporó voluntariamente en las filas patrióticas del Batallón 5º de la unión, por su buena labor rápidamente fue ascendido a subteniente del batallón; hizo parte de la inspección militar, fue un buen colaborador en la guerra de la federación y prontamente lo nombraron Capitán. Durante la guerra fue herido y encarcelado por las fuerzas centralistas, gracias a Antonio Nariño fue puesto en libertad; rápidamente viajó al norte para servir en la campaña de Simón Bolívar.

En 1813 es ascendido a mayor y le fueron encomendados por parte de Simón Bolívar los valles de Cúcuta y parte de Venezuela; y en la que a pesar de algunas victorias que tuvo fue vencido por las fuerzas realistas. En ese año no participó junto a Bolívar en las batallas y demás acciones que transcurrían en territorio venezolano.

Para el año siguiente, Santander se convierte en coronel y dos años después participa en el repliegue del ejército liberador en los llanos; en la cual no duró mucho tiempo comandando pues los soldados se resistían a estar al mando de un militar ajeno a la región. Sin embargo, se convirtió en comandante de la segunda brigada de caballería venciendo en “El Yagual”; también luchó lanza en mano en la campaña de los llanos. En 1818 fue ascendido a General de brigada con toda la experiencia que tenía, mandaba principalmente en los batallones Piar, Apure y Bajo Caroní, entre otros.

 

Francisco de paula Santander el héroe de Boyacá.

El comandante Santander fue la pieza clave para la victoria de la batalla de Boyacá en 1819; pues a pesar de que fue malherido, logró rodear y perseguir a los enemigos hasta lograr acabar con ellos, fue considerado el Héroe de Boyacá. En este mismo año, Santander ordenó el fusilamiento de 38 personas pertenecientes al ejército español, en un acto público en la plaza mayor. A este hecho solo añadió las siguientes palabras: “la patria por encima de la masonería” ya que él al igual que el general José María Barreiro (ejecutado el mismo día) también era masón.

Con el paso del tiempo cuando ya había finalizado el proceso de independencia el cual había tenido una gran victoria; Santander fue elegido vicepresidente de Cundinamarca que para ese entonces Cundinamarca ocupaba lo que hoy en días es todo el territorio colombiano, en 1821 fue elegido vicepresidente de Colombia, cargo que llevo durante 5 años, luego fue reelegido y estuvo en el cargo por tres años más. Este cargo conllevaba mucha responsabilidad pues tenían que tomar las riendas de todo el país mientras el presidente titular Simón Bolívar se encontraba en la lucha de la independencia de Ecuador, Perú y Bolivia.

 

Gestión pública de Francisco de paula Santander.

Durante el mandato de Santander; y como se acostumbraba en la época, la mayor parte del presupuesto del país se invertía en la guerra y mantenimiento de las fuerzas armadas, por lo que se tuvo que pedir créditos en el extranjero para reactivar la agricultura y la minería en el país. A pesar de la pobreza que había dejado la guerra de independencia se pudo mantener al país y ayudar en la independencia de otros países. En 1826, cuando se había tenido victoria, se proclama oficialmente a Bolívar como presidente y a Santander como vicepresidente. Al siguiente año, Bolívar le cede a Santander la corona cívica en honor al pueblo colombiano.

 

Separación ideológica.

Al pasar el tiempo la ideología política fue abriendo bandos, Santander respaldaba la idea de un estado federal mientras que Simón Bolívar apoyaba la idea de un estado unitario, de una parte, estaban los santanderistas o civilistas que se rehusaban a aceptar los formalismos constitucionales y de otra parte estaban los bolivarianos quienes apoyaban la creación de una constitución Bolivariana en la cual no existían elecciones. Por estos motivos la relación entre ambos líderes fue decayendo día a día. Las tensiones aumentaron cuando en 1826 se quiso separar lo que conocemos hoy en día como Colombia y Venezuela.

En 1828 Santander fue acusado de traidor y condenado a ser fusilado, pues los grupos opositores a quienes el respaldaba intentaron matar a Bolívar; quien con la ayuda de Manuelita Sáenz logró escapar y salir con vida. Sin embargo, su vida fue perdonada, pero fue desterrado y se le quitaron los honores y rangos militares. Tras todos estos acontecimientos la rebelión continuó dando por hecho la declaración de guerra de Lima a Colombia, la separación de Colombia y Venezuela, la disolución de la gran Colombia y el destierro de Simón Bolívar de Venezuela.

 

Presidencia interina.

Para 1832 luego de haberse firmado la constitución le es ofrecido el cargo de presidente interino a Santander, cargo que ocupó durante 6 meses. En abril de 1833 fue elegido presidente formalmente de la “Nueva Granada”. Durante su mandato se fortalecieron las relaciones diplomáticas de este nuevo país, así como también se hicieron reformas en hacienda y educación.

Fomentó la creación de escuelas e incluso universidades públicas, pues pensaba que para sacar adelante un país la base era la educación. COLOCAR FOTO DE LA UNV. NACIONAL DE COLOMBIA.  Por otra parte, se abrió gran paso a la exportación de productos como el tabaco, el café y el algodón. Fue durante este mandato que se inició la ley de jubilación de empleados públicos. También se firmó un acuerdo de paz con Venezuela y se reactivó el transporte marítimo de mercancías.

En este mandato se funda el que se conoce hoy día como partido liberal. Y sus opositores encabezados por José Ignacio de Márquez fundaron el partido conservador siendo conocidos en ese entonces como el grupo de los ministeriales.

 

El final de Santander.

Pasado el periodo de presidencia se convirtió en senador y presidente del congreso, para las próximas elecciones se disponía a preparar su campaña para la reelección, pero el 6 de mayo de 1840 día en que pronunciaría su discurso fue hallado muerto, los resultados de la autopsia revelaron la muerte a causa de dos heridas de bala y una de lanza, a parte venía presentando desde hacía algún tiempo cálculos biliares.

Luego de su muerte, el nombre del general Santander se ha atribuido a varios sitios en su honor, por ejemplo, la Escuela de cadetes de policía General Santander, o todo el departamento de donde es oriundo, Departamento de Santander y Norte de Santander, incluso algunos billetes llevaban su rostro, algunos parques y universidades.